Saüc Salut

Yoga 3a Edad

La edad no es un obstáculo para la práctica del Yoga, en la medida en que los ejercicios de Yoga, se adaptan a las necesidades de cada persona. De tal modo, hayas o no practicado Yoga con anterioridad, los beneficios del yoga en la tercera edad son muchos y muy importantes.

 

En primer lugar, los ejercicios de respiración del yoga ayudan a oxigenar los tejidos, manteniendo la vitalidad general. El Yoga es una forma de salir del sedentarismo, tan habitual y nocivo especialmente, en la tercera edad, adaptando las exigencias a las posibilidades de cada organismo. De tal modo, evitarás el sobrepeso y la obesidad, podrás prevenir y aliviar enfermedades óseas y articulares propias de los años, dormirás mejor y más relajado, estarás más lúcido, con la mente y la memoria más despierta y clara. Además, las posturas que aumentan la flexibilidad de la columna vertebral te liberarán de dolores de cintura y espalda, la relajación yoga es un recurso valiosísimo para deshacerse de tensiones, evitando los efectos que éstas pueden causar en el organismo, tales como sobrecarga cardíaca e hipertensión arterial. En definitiva, disfrutarás más de la vida, en cuerpo y alma.